Arroz con chocos

viernes, 6 de febrero de 2009



El arroz cremoso es una de las más genuinas representaciones de la cocina gaditana. A diferencia del Levante español, los arroces se cocinan al punto de textura cremosa invitando a la cuchara y al miajón (expresión gaditana por ponderado migajón) de pan. Su origen se encuentra en la cocina de mar, sencilla, práctica y fácil de elaborar. Tan solo algo de arroz, algunas verduras básicas y pescado o marisco que se come a bordo de las embarcaciones y por su apariencia externa no puede venderse en los mercados locales.


Mariano del Río



Para 8 personas:
Ingredientes:
1 Kg. de choco limpio.
6 dientes de ajo picado.
1 cebolla grande picada.
1 pimiento rojo en daditos.
150 gr. de tomate triturado.
200 cc. de vino blanco.
50 cc. de brandy.
150 cc. de aceite de oliva virgen
1 cucharadita de pimentón de la Vera agridulce.
1 sobrecito de hebras de azafrán molidas.
200 gr. de guisantes.
800 gr. de arroz redondo.
Sal.
2 litros de caldo de pescado o agua.

Elaboración:
Poner en un recipiente adecuado el aceite a calentar, dorar en él los ajos y luego añadir la cebolla y el pimiento dejándolos cocinar despacio, hasta que estén tiernos. Subir el fuego y añadir el choco cortado a cuadritos regulares, rehogar muy bien hasta que empiece a saltar. Removerlos continuamente para que no se nos quemen. Verter el pimentón e inmediatamente regar con el vino y el brandy. Cuando estos se evaporen, agregar el tomate y dejar cocinar. Esperar a que se haya consumido el agua del tomate, cubrir con agua y dejar cocinar tapado hasta que el choco esté tierno. Verter el caldo o dos litros de agua. Esperar a que hierva e incorporar los guisantes y el azafrán. Cuando rompa de nuevo a hervir, verter el arroz y remover a fuego fuerte hasta que hierva de nuevo. Bajar el fuego y dejar cocinar removiendo de vez en cuando para que el arroz suelte el almidón y espese el caldo. Rectificar de sal. Dejar el caldo hirviendo, e ir regulando la cantidad de líquido a medida que el arroz lo requiera, dejándolo en el punto de caldoso o meloso y al punto de textura que nos guste a cada uno.

En mi caso, como se aprecia en la foto, me gusta meloso. Si gustara más caldoso se añade un poco más de caldo hirviendo al final de la cocción.

Nota:
El arroz caldoso no puede esperar a los comensales, estos esperaran al arroz en la mesa.
Este guiso admite pimentón picante si lo preferimos.
Es preferible hacerlo así, que poner todo el agua o caldo desde un principio, regulando la textura a nuestro gusto, sin olvidar que siempre deberá añadirse hirviendo.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts with Thumbnails

Entradas populares

Las más visitadas la última semana